Error diagnóstico y ausencia de un diagnóstico diferencial como vulneración de la lex artis

En esta ocasión vamos a analizar dos elementos fundamentales para prevenir una demanda por mala praxis: asegurar un diagnóstico certero, y en caso de duda, buscar un diagnostico diferencial que pueda disipar las posibles dudas que surjan a los facultativos.

En esta sentencia, un especialista en anatomo-patología fue condenado a indemnizar a una paciente con 100.000 euros por un error en su diagnóstico y no haber considerado la posibilidad de realizar un segundo diagnóstico diferencial. El diagnóstico inicial del facultativo demandado fue un carcinoma endometrioide de bajo grado, por lo que el ginecólogo, también demandado en la causa, actuó en consecuencia dada la gravedad del diagnóstico.

Sigue Leyendo