Los resultados lesivos no siempre se deben a una mala praxis

La medicina tiene márgenes de error. Además en función del paciente y su estilo de vida los resultados pueden ser diferentes. Hoy veremos cómo la demanda de un paciente acaba desestimada ya que la actuación e información del hospital público fueron correctas. Sigue Leyendo

Falsificar el consentimiento informado, un error que se paga

En algunas ocasiones las demandas de pacientes contra médicos se engrandecen incluyendo acusaciones que van desde la mala praxis hasta deficienciasen el consentimiento informado. Parte de estas son infundadas pero como veremos hoy en algunas de ellas hay parte de razón.

Sigue Leyendo

¿Cómo se desarrolla la vista de un juicio penal?

Cuando nos enfrentamos a la celebración de un juicio, ya llevamos muchos meses de instrucción y hemos sido informados previamente por el Juzgado, comunicándonos que los indicios de responsabilidad se mantienen.

Hemos dejado de ser meros imputados, para adquirir la condición de acusados y ya conocemos por los escritos de calificación de la acusación y el fiscal el alcance penal de nuestra responsabilidad. De este modo nos lo jugamos todo en una vista, de dos, cuatro, seis horas, donde compartiremos Sala con nuestra historia clínica, los testigos los peritos, el médico forense el fiscal, el juez y nuestro abogado. La vista queda grabada en DVD.

Sigue Leyendo

Una ‘demanda’ por cortar una rasta en el quirófano

A ningún profesional de la salud se le escapa –por experiencia propia o ajena- la necesidad de ofrecer la información más precisa posible a los pacientes cuando se trata de comunicar las condiciones de las intervenciones, los requisitos que conllevan y los riesgos que entrañan. Algo tan aparentemente irrelevante como el corte de una rasta fue objeto de una demanda.

Sigue Leyendo

Dentistas en el banquillo: El perito de la acusación acordó con la paciente un tratamiento de 40.000 € por lo que acusó a sus compañeros con un interés claro

Esta sentencia tuvo por objeto el enjuiciamiento de hasta tres odontólogos y la clínica donde se desarrolló la actividad dental como consecuencia de una falta de resultados en una rehabilitación oral con tratamiento protésico, con una periodontitis previa y de posteriores molestias por parte de la paciente, quien reclamó por mala praxis al aplicarle un tratamiento, según ella, obsoleto.

Sigue Leyendo